dimecres, 28 de març de 2012

"Pasolini". Davide Toffolo

Una inmersión en el mundo lúcido y atrayente de Pier Paolo Pasolini. ¿Sigue vivo Pasolini? Aparentemente sí, o por lo menos hay un hombre que dice ser él: tal vez un fantasma, tal vez un mitómano; lo cierto es que el dibujante Davide Toffolo se encuentra con él y entabla una larga conversación en la que el señor Pasolini se expresa con las palabras del verdadero Pier Paolo Pasolini tomadas de libros, entrevistas y artículos del poeta en un minucioso trabajo de documentación. A caballo entre el diario y el reportaje, Pasolini profundiza, de forma original e innovadora, en el pensamiento lúcido de uno de los más grandes pensadores italianos, inflexible y coherente como pocos, en su carrera como periodista, escritor y director de cine.
La vida y obra del poeta y cineasta Pier Paolo Pasolini nunca se agota, todo lo contrario. Su pensamiento lúcido e inconformista está más vivo que nunca, como demuestra la novela gráfica “Pasolini”, del autor italiano Davide Toffolo, que recoge sus palabras de entrevistas, libros, textos y citas.

Dibujante, escritor, músico y ‘performer’, Davide Toffolo ha viajado al otro lado del espejo con “Pasolini”, que edita en español 451Editores.
Una novela gráfica en la que Toffolo, en el mes en que Pasolini hubiera cumplido 90 años -esto es, el pasado 2 de noviembre-, realiza un minucioso trabajo de documentación a través de todas las entrevistas, citas y declaraciones del intelectual italiano, sobre la sociedad, la cultura, el arte, la burguesía, la homosexualidad e incluso sobre su sórdida muerte.
El autor de “Chicos del arroyo” o de “Una vida violenta” apareció muerto, golpeado y atropellado, el 2 de noviembre de 1975 en un descampado cercano al mar de la ciudad de Ostia, no lejos de Roma, una muerte a la que precedieron muchos ataques de “homófobos o fascistas”, como afirmaron los abogados de la familia del artista.
Así, “Pasolini” es una narración en cómic realizada con un trazo fino, escueto y en blanco y negro, con un Pasolini que entre sueño y realidad vuelve al día a día de hoy, porque Toffolo se lo ha encontrado en un “chat” en Internet y establece con él una serie de citas.
A caballo entre el diario y el reportaje, Toffolo entabla una larga conversación con Pasolini en la que el autor de películas tan emblemáticas como “Teorema”, “El Decameron” o “Saló o los 120 días de Sodoma”, dice que “el único sentido posible” de la vida es “un sentido existencialista, la necesidad de expresarse, lo mismo que se tiene la de comer, de dormir, de existir, ese es el sentido”.
“Como ha podido comprobar -continúa-, la historia de mi vida es la historia de mis libros…”, añade.
Contestatario y crítico, intelectual incómodo y siempre en guerra con la cultura burguesa, Pasolini va tirando del hilo de su sentir y su pensamiento y de lo que es la base de toda su poesía: “La burguesía neocapitalista -dice- siempre consigue de alguna manera eliminar de entre sus hijos a los que ni son obedientes ni desobedientes. El orden exige la obediencia total”.

Poeta por encima de todo, Pasolini nació en Bolonia, el 5 de marzo de 1922. Hijo de un conde arruinado, desde niño optó por vivir con su madre ante las desavenencias de sus padres, y desde muy joven se sintió escritor, pero luego dijo sentirse cineasta por el uso que hace la imagen de la realidad.
“La pasión que había tomado forma de literatura, se había despojado del amor por la literatura, convirtiéndose en lo que de verdad era, es decir, una pasión por la vida, por la realidad. Y así elegí ser cineasta”, explica el intelectual italiano, que desmiente que tuviera tres ídolos, Jesucristo, Freud y Marx, como se le achacaba: “Mi único ídolo es la realidad”.
Este libro también incluye el texto del Partido Comunista Italiano redactado el 29 de octubre de 1949 en el que se comunica al poeta la expulsión del partido “por indecencia moral”.
“Nos basamos -dice la nota- en los hechos que han determinado una sanción disciplinaria al poeta Pasolini para denunciar una vez más las deletéreas influencias de determinadas corrientes ideológicas y filosóficas de gente como Gide, Sartre y otros poetas y literatos igualmente ensalzados…”
Un viaje intelectual hacia el mundo de este gran creador realizado por otro de los artistas actuales más destacados del momento en Italia, Davide Toffolo.
Pasolini concluye, en este libro-viaje, dejando un mensaje de debate tremendamente actual. “La burguesía reduce todo a mercado. La poesía, en cambio, no es mercancía porque no se puede consumir. Es hora de decirlo: el hecho de comparar la obra con un producto y a sus destinatarios con consumidores puede ser una metáfora divertida y graciosa, pero nada más…”. (EFE)
Foto:Davide Toffolo

Trailer de Passolini.Un encontro de Davide Toffolo



Comprar libros: Pasolini de Davide Toffolo.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada